Lo que debes saber sobre el refinanciamiento de deudas

Lo que debes saber sobre el refinanciamiento de deudas

¿Te encuentras en una situación de sobreendeudamiento? El pago de tus deudas supera el 40% de tus ingresos mensuales, no alcanzas a cubrir las cuotas mensuales de pago de tus deudas, llevas meses en mora con tus acreedores, o pagas con las justas el mínimo de tus tarjetas de crédito; entonces, una decisión importante puede ser refinanciar tus deudas con tu institución financiera. Es un plan de acción que puede mejorar tu situación financiera actual, pero que requiere de compromiso, orden y control.

¿Qué es el refinanciamiento de deudas?

El refinanciamiento es una alternativa que ofrecen las entidades financieras a sus clientes, especialmente a aquellos que cayeron en mora, para salir de sus deudas de una manera más ordenada, reprogramando los pagos en cuotas fijas por un tiempo determinado.

Es un proceso en el que puedes solicitar un cambio de las condiciones de tu crédito a tu institución financiera, ya que te encuentras en una situación en la que no puedes cumplir con tu obligación.

Generalmente, al refinanciar tu crédito y cambiar las condiciones, puede que las cuotas de tu deuda sean más bajas, los plazos sean más largos y los intereses también crezcan. Sin embargo, es mejor que pagues poco a poco tus obligaciones a no cubrirlas y que crezcan debido a los intereses por mora y las comisiones por gestión de cobranza de las instituciones financieras.

¿Qué acciones debes tomar si decides refinanciar tus deudas?

Si tomas la decisión de solicitar un refinanciamiento de deudas, se recomienda que hagas varios ajustes en la administración de tus finanzas y de tus deudas, para que puedas cumplir con las nuevas condiciones que te otorgará la entidad financiera. Entre éstas están que dejes de usar tus tarjetas y no adquieras nuevas obligaciones financieras. Adicionalmente, se recomienda que identifiques cuál es tu capacidad real de pago (ingresos – gastos necesarios). Con esta información clara, podrás negociar las condiciones que se apeguen a tu realidad y llegar a un acuerdo con la entidad sobre plazos y cuotas más cómodas.

¿Qué condiciones solicitan las instituciones financieras para refinanciar tus deudas?

La Superintendencia de Bancos menciona que las condiciones de un refinanciamiento dependen exclusivamente de la entidad financiera. Sin embargo, como ejemplo, algunas entidades financieras te pueden pedir que, para refinanciar el préstamo, hayas cancelado por lo menos entre un 20% y 30% tu obligación. También pueden pedirte requisitos que te pidieron cuando se contrató el crédito, para identificar cuál es tu situación financiera actual y cuánto varió.

¿Cómo identificas cuánto es el monto real que puedes destinar mensualmente al pago de tus deudas?

Para conocer el monto real que podrás destinar al pago de tu deuda, debes realizar un presupuesto e identificar cuánto dinero necesitas para cubrir tus gastos fijos como alimentación, vivienda, servicios básicos y educación. El monto que quede libre de ese presupuesto es el que podrás destinar al pago de las cuotas de tu deuda refinanciada. Si deseas que el monto disponible sea más alto, es útil que analices en qué áreas puedes optimizar recursos y reducir tus gastos que no sean esenciales y fijos. Puedes utilizar la técnica PERC para identificar los gastos que puedes Postergar, Eliminar, Reducir y Conservar. Entre estos gastos pueden estar servicios de televisión por cable, suscripciones a gimnasios, revistas, comidas fueras de casa, compras de bienes de lujo, etc.

 

En conclusión, refinanciar algunas o todas sus deudas puede o no ser una buena idea, dependiendo de tu situación financiera actual. Haz un inventario detallado de tus deudas, saldos, tasas de interés, cuotas y pagos mínimos. Si puedes mejorar las condiciones de tus deudas de manera significativa, la refinanciación suele ser una gran opción. Además, si puedes reducir tus pagos mensuales, puedes hacer que el dinero que ahorres se utilice para pagar el capital más rápidamente o para ahorrar para el futuro.

 

Fuente:

El Comercio

Revista Líderes

Crédito General

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Protected by WP Anti Spam